Nuestros Tratamientos  Medicina Estética Tratamientos Faciales

Toxina Botulínica


Es primer medicamento que se utilizó en medicina estética. A partir de 1994 en EEUU y desde 1996 en España, se emplea con éxito en el tratamiento de las arrugas de expresión y para prevenir la caída prematura de las cejas y los párpados.
Su descubrimiento fue por azar y se lo debemos a un matrimonio de oftalmólogos, los Dres. Carruthers, que estaban buscando una procedimiento eficaz para tratar el estrabismo.
Actualmente la toxina botulínica se emplea con éxito en diversas patologías: estrabismo,  migrañas, sudoración excesiva y es el tratamiento médico-estético mas demandado por la sencillez y naturalidad de sus resultados.

 NEUROMODULACIÓN

Disfruta un rostro de aspecto relajado y juvenil y alegra tu mirada.

En Arts Médica elegimos la toxina botulínica para debilitar una musculatura facial excesivamente potente y conseguir atenuar así las llamadas líneas de expresión: arruga glabelar o “del enfado”, frontales, peri-oculares o “patas de gallo”, permitiendo obtener un rostro de aspecto mas relajado y juvenil.
Sin embargo también nos gusta recordarles a nuestros pacientes, que el uso continuado en el tiempo de la toxina, nos permite obtener un efecto de re-educación muscular, potenciando los músculos elevadores del tercio superior y con ello permitiendo una reposición de nuestras cejas y una excelente prevención de la caída precoz de los párpados.
 
El tratamiento consiste en pequeñas infiltraciones que se realizan tras un minucioso estudio de la musculatura y la mímica facial de nuestros pacientes.
Los resultados son visibles a partir de los 7-15 días y perdurarán en el tiempo por un intervalo variable según las características de la piel y nuestros hábitos.
 
Nos gusta utilizar la toxina botulínica para prevenir que las arrugas aumenten su profundidad, cambien su coloración y los párpados caigan sobre los ojos.
 




¿Quieres ver tu tratamiento?

video

NEUROMODULACIÓN con TOXINA